Historia Albiazul: El día en que Villaverde nos metió tres
RSS

16/11/2009 - 22:43
Enviada por José Luis Gracianteparaluceta






Foto del Deportivo Alavés:
AITOR-“KAIKU”-EREZUMA-IBARRA-SANZ-CARLOS
“PRIMI”-ECHEANDÍA-UCELAY-ECHÁNIZ-ARBAIZAR

TEMPORADA 1955-56  en  PRIMERA DIVISIÓN

El partido, que tenía que disputarse el domingo 26-Febrero-1956 en Vitoria, enfrentaba al D. Alavés, que llevaba siete partidos consecutivos sin perder, con un Barcelona que se jugaba  el título de liga con el Atletico de Bilbao.  El campo de Mendizorroza estaba totalmente cubierto por la nieve, con una altura de muchos centímetros y los accesos al mismo casi cortados.  El Barcelona estaba hospedado en el Hotel Frontón, de la calle San Prudencio, desde el sábado al anochecer.  En el mismo, hubo una reunión ese día  entre el presidente alavesista Luis Molina y varios directivos, con el delegado del equipo catalán señor Palés, el secretario técnico Pepe Smitier, ex-futbolista del club y antiguo internacional, y el entrenador el húngaro Platko, ex-portero barcelonista, y al que el poeta Rafael Alberti le había dedicado una oda que se hizo famosa.  En la reunión no estuvo el árbitro señor Asensi, porque no había podido llegar hasta la capital alavesa.  La siguiente reunión tendría lugar el domingo a las doce del mediodía.  En ella, ya con el árbitro  presente y con un delegado de la Federación Española de mediador, se acordó, debido al estado que presentaba el terreno, la suspensión del partido hasta el martes, pese a la protesta del Barcelona, que no quería jugar con el campo en esas condiciones, dado lo mucho que se jugaba en el envite.  El aplazamiento del encuentro supuso un golpe para las arcas del Club, que tuvo que sufragar los gastos de la estancia, de tres días en el hotel de la expedición azulgrana.

El partido comenzó el martes dia 28 a las cuatro y media de la tarde con una tarde soleada.

El Barcelona alineó el siguiente equipo: Ramallets, Seguer, Biosca, Gracia; Bosch, Segarra; Flotats, Villaverde, Sampedro, Kubala y Mandi.
Por parte del D. Alavés: Carlos; Sanz, Erezuma, ”Kaiku”; Aitor, Ibarra; ”Primi”, Echeandía, Ucelay, Echániz y Arbaizar.

Goles:
0-1, marcado por el uruguayo Villaverde en el minuto 20
1-1 en el minuto 32 falta sacada por el defensa derecho Sanz, que remata magníficamente a la red Echeandía, de un gran testarazo.
1-2  Villaverde, de un gran tiro en el miuto 35  de la primera parte.
1-3 gol de Villaverde tras una gran jugada individual, regateando a varios contrarios en el minuto 36 del segundo tiempo.  

Comentario de la fotografía:

Al fondo de la misma se puede ver La General (hoy en día  tribuna Principal), totalmente atestada de público, a pesar de jugarse el partido en martes, debido a que en las empresas, fábricas , oficinas y tiendas  de Vitoria dieron fiesta para ver el encuentro.  En el colegio de los Marianistas, que teníamos fiesta los jueves por la tarde y los domingos, nos cambiaron la fiesta del jueves por la del martes.  A la hinchada  albiazul se sumaron numerosos aficionados bilbaínos, que no dejaron de animar al equipo y que en muchos momentos del juego, silbaron a la estrella del equipo blaugrana Kubala,que la temporada anterior no pudo jugar en Vitoria por encontrarse lesionado.

Al fondo se puede apreciar la cantidad de nieve que se acumuló alrededor del campo, después de la retirada de la  misma, hacia los costados.  Sobresale la silueta arquitectónica de la torreta de EAJ-62 Radio Vitoria, que tenía su emisora en la calle Olaguíbel y que comenzaba sus programas con la frase "Radio Vitoria lanza al éter sus comentarios".  Según los expertos, era el mejor sitio para trasmitir los partidos de todos los campos de Primera División.  Se puede ver, en la parte superior de la torreta, el anuncio de La Caja de Ahorros Municipal de la ciudad de Vitoria, que también tenía Monte de Piedad.  Se visualiza  lo que era La General, totalmente descubierta, que en los días de lluvia, se poblaba totalmente de paraguas.  

En la instantánea podemos ver a Aitor Muruamendiaraz, nacido en Beasain, que jugó después en el Real Zaragoza en Primera y acabó su vida deportiva en el Almería, junto a Juanito Arza, el estellés muchos años en el Sevilla, que había sido alguna temporada Pichichi, y varias veces internacional con la Selección.  Había jugado en el D. Alavés.  Luego entrenó a varios equipos de la geografía española.  Reside en la ciudad de Sevilla.

Falleció Aitor siendo todavía joven, de un tumor maligno óseo. Se aprecia a continuación la figura de “Kaiku”, natural de Eibar, que se llamaba Jose Antonio Guisasola Yarza.  Jugó después en el Granada y posteriormente durante muchas temporadas en el equipo de su pueblo, del que llegó a ser su capitán. Montó después allí, un Bar y falleció tambien no siendo mayor. Viene después Erezuma  “el Gran Capitán” nacido en Gernika, jugó después en el Mallorca. A continación Ibarra, que vino del Guecho, y era tambien gernikés. Le sigue Julián Sanz, nacido en Valladolid pero críado en Vizcaya. Era defensa derecho y pese a ser de mas bien baja estatura, destacaba por su coraje y pundonor, no exento de alguna pincelada de dureza. Tuvo el bar Blanco y Negro a la entrada a la derecha de la calle Zapatería. A su lado el cancerbero Carlos Larrañaga Garay, nacido en Azkoitia, y que jugó después en Osasuna.

En la fila de abajo, en primer lugar, el todoterreno y gran secante “Primi”: Primitivo Ruiz por todos conocido por ser el dueño del Bar Bujanda de la calle Independencia. Era nacido en Beasain. A su lado Echeandía, de Arechavaleta (Guipuzcoa), que jugó después en el Granada. Le sigue Ucelay, natural de Amorebieta, un ariete rompedor a la antigua usanza, muy corpulento y con buen remate de cabeza, que por su físico no se amedrentaba frente a las defensas contrarias. Jugó entre otros equipos en el Real Zaragoza y en la Real Sociedad. Ya retirado fijó sun residencia en la capital maña, donde fundó con gente de Euskadi que trabajaba allí, la Sociedad Gastronómica Txistu, al estilo de las que había en el País Vasco. Falleció a finales de los años 1970, de un infarto de miocardio. Como interior izquierdo, Echániz, de Azkoitia. Fichó después por el Atlético de Bilbao, que era como se denominaba entonces. Acabamos con Arbaizar, nacido en Miranda de Ebro. Estuvo después en el Oviedo y en el Gijón, entre otros equipos.

Simplemente, quiero acabar diciendo que Rafa Alti Briñas(q. e. p. d), compañero mío de clase en los “Marias” e hijo de Efisio, propietario del Hotel Frontón, nos puso en clase los dientes largos cuando se presentó en el colegio con todos los autografos de los jugadores culés.

El portero suplente del club blaugrana era Pachi Goicolea, natural de Durango, que había jugado en el Alavés,y que defendió también las redes del Condal y del Real Valladolid. 


Regreso a la Lista de Noticias | Regreso a la página principal