U.D. Melilla - Deportivo Alavés : Antecedentes
RSS

20/5/2011 - 16:11
Enviada por Esteban Ruiz





Se fundó en el año 1944 como C.D. TESORILLO, en el año 1956 pasó a denominarse MELILLA C.F. hasta el año 1976 que toma su nombre actual U.D. MELILLA.

Temporada

División

Fecha

Resultado

Anécdotas históricas

1962-1963

Copa 1ª ronda ida

25/11/1962

2-0

Con poco público en las gradas, se disputó un partido en el que ninguno de los dos conjuntos se distinguió por el juego desarrollado. El equipo albiazul planteó el partido a la defensiva, lo que facilitó el dominio de los melillenses. El primer gol llegó al borde del descanso y fue conseguido por el defensa albiazul Teo, que desvió la trayectoria del balón hasta el fondo de su portería. El segundo lo consiguieron al inicio de la segunda parte. De aquí hasta el final, dominio constante del Melilla que no se traduce en más goles por la ineficacia de su delantera. Destacar la línea defensiva alavesista y a Badiola en la delantera, que fue el único que creo peligro en la portería local. Victoria justa de los africanos, que si no hubiesen malogrado tantas ocasiones, podrían haber dejado la eliminatoria resuelta. El D. Alavés sale vivo para el partido de vuelta en Mendizorroza.

1951-1952

11/05/1952

1-0

Liguilla de promoción de descenso. El Glorioso tuvo sus más y sus menos para participar, ya que suponía unos gastos excesivos, pero una Asamblea aceptó competir en la misma y el grupo lo formaron el At. Baleares, Gimnástica de Torrelavega, Melilla, Caudal de Mieres, Córdoba y Deportivo Alavés. Era la tercera jornada y el equipo solo había conseguido un punto. Partido jugado con un fuerte viento que impedía el desarrollo de las jugadas a ambos equipos. Los locales a favor de viento dominaron mucho, mientras que los alaveses en la segunda parte no tuvieron como aliado al "Dios Eolo". Mantuvo el empate a cero en la primera mitad y cuando todo parecía ponerse a favor del Alavés, cesó el viento. El gol conseguido a falta de 12 minutos debió ser anulado, ya que al portero Berasaluce le agarraron de la camiseta, el árbitro anuló la jugada, pero uno de sus linieres concedió gol, ante la desesperación alavesista. A partir de aquí, el juego se endureció y se convirtió en una batalla, debido a que desde la grada los gritos y los insultos poco correctos hacía los jugadores visitantes, encrespaban todavía más los nervios en el campo. No mereció la derrota, pero la parcial actuación arbitral se lo impidió. Se coloca penúltimo de la liguilla con un solo punto.




Regreso a la Lista de Noticias | Regreso a la página principal