Accionistas Albiazules animó la Junta
RSS

19/12/2003 - 17:50
Enviada por glorioso.net





La Junta alcanzó su clímax en el capítulo de Ruegos y Preguntas. Bajo la férrea dirección del presidente del Consejo, se presentaron a la Junta las propuestas y preguntas presentadas por diferentes accionistas. En este capítulo se notó de manera decisiva la presencia, por primera vez en la historia de la SAD, de un grupo de accionistas organizados, Accionistas Albiazules, que utilizó la Junta para plantear todo tipo de preguntas y consultas relacionadas con diversos aspectos de la vida del Deportivo Alavés SAD.

El Consejo rechazó someter a debate y votación las propuestas realizadas por Accionistas Albiazules -petición de un arbitraje ante la negativa del Consejo a mostrar el libro registro de acciones nominativas y creación de un consejo consultivo de accionistas y abonados- alegando diversos defectos de forma y falta de apoyo en la presentación de estas propuestas. El asesor jurídico del club reiteró la interpretación dada en ocasiones anteriores en función de la cual los accionistas solo tienen derecho a ver sus datos en el Libro Registro de Acciones Nominativas, una interpretación no compartida por alguno de los accionistas que intervinieron en la Junta. El presidente del Consejo justificó su negativa a formar un Consejo Consultivo alegando la inexistencia de este órgano en los estatutos del club, y apelando a la cualificación del equipo directivo de la entidad.

Antón explicó, a preguntas de los accionistas, que el proyecto de ciudad deportiva de Zabalgana se encuentra paralizado tras el descenso del equipo a Segunda, y que el Consejo no tiene noticia de que se hayan producido operaciones de compraventa en los terrenos en los que está planeada la operación inmobiliaria. El Alavés podría obtener ingresos de esta operación mediante "una UTE -Unión Temporal de Empresas- para la gestión y la consecución de resultados atípicos". Antón eludió hacer proyecciones de balance y cuenta de ingresos y gastos a fecha 31 de diciembre, al señalar que en la Junta esos datos se presentan para el ejercicio anterior.

El mandatario albiazul cifró la deuda del club alavesista en 900.000 euros, muy por debajo de los 8,3 millones de euros de media en el fútbol profesional. Antón indicó también que, caso de que el equipo consiga ascender de categoría, se asignará una compensación económica a los consejeros. El asesor jurídico del club explicó el procedimiento para la inscripción como accionistas de los herederos de accionistas fallecidos. En la historia de la SAD se han dado seis casos de herencias de acciones.

Ibaia e Izarra constituyen el patrimonio inmobiliario de la entidad, que participa accionarialmente en Alava Televisión (con un 6% de su capital) y en Inmobiliaria El Glorioso Deportivo Alavés (con un 100%). Antón cifró en seis millones de euros la inversión en Inmobilizado realizada en relación con el fútbol base, y en 4.935.150,45 euros el gasto corriente en fútbol base en el mismo período.

Preguntados por la distribución actual del accionariado por tramos de acciones, Antón señaló que la sociedad tiene 726 accionistas de una acción, 842 de dos acciones, 323 de entre tres y diez acciones, 29 de entre 11 y 50 y 9 de más de cincuenta acciones. Sobre el arraigo del Alavés en la sociedad alavesa, Antón hizo referencia a los 12300 abonados que el club afirma poseer como la mejor prueba de este apoyo. En este sentido, el mandatario albiazul reveló que en algunos partidos el club regala hasta 3000 entradas, con una asistencia de tan solo 500 espectadores de este grupo de invitados.

El presidente indicó que trasladaría al responsable del mantenimiento del campo la preocupación mostrada por algunos accionistas por la pérdida de visibilidad que han experimentado los seguidores que acuden a la Tribuna de Preferencia e informó que, cuando el club disponga de capacidad para presupuestar esta actividad, estudiará la petición de instalación de una guardería en Mendizorroza, planteada por algunos accionistas.

En un momento de la Junta, Gonzalo Antón desveló que el club concedió una gratificación económica a Antonio Karmona tras anunciar a éste que no se le renovaría el contrato. El presidente albiazul reiteró la idea de que las puertas del club estaban abiertas a este jugador.

Aunque no perdió ocasión durante toda la Junta de hacer ver el escaso número de acciones que poseían los accionistas que formulaban preguntas y observaciones, y no escatimó en dedicar el tiempo necesario a hacer saber al detalle los resultados de las diversas votaciones, Gonzalo Antón terminó agradeciendo a Accionistas Albiazules el trabajo realizado, que ayudaba a que el Consejo no se quedase dormido.

La decepción para algunos de los asistentes llegó al final, cuando el presidente informó de que la presente Junta no iba a haber regalo de botella de vino. Sí que hubo, por contra, unos canapés para los asistentes una vez finalizada la reunión.


Regreso a la Lista de Noticias | Regreso a la página principal