Un problema menos
RSS

22/2/2005 - 15:24
Enviada por Borja del Pozo Castillo





La llegada de Mario Jardel al Deportivo Alavés trajo consigo los rumores que se despejaron este mismo lunes, sin cumplirse un mes desde que el díscolo brasileño aterrizase en la capital gasteiztarra. La postura del club ha sido la correcta, y esta decisión no pillará de sorpresa a más de uno. El dos veces bota de oro, sin arreglar sus asuntos con el Newell’s Old Boys y sin disposición del tránsfer necesario, sabe que no podía jugar y, no conforme con ello, pretende que la entidad albiazul le adelantase algunas cantidades económicas.

 

Ya sabemos que no se puede pedir a Jardel que sienta los colores del Glorioso, porque no iba a sentirlos nunca. Con este gesto queda totalmente clara la única intención del jugador, que no era otra que la de retirarse en una competición interesante, como es la española, y en una ciudad agradable como es Vitoria mientras se llenaba el bolsillo sin sentir pena ni gloria por lo que pudiera pasar con el futuro deportivo.

 

No habrá que hablar más del jugador, ni para bien ni para mal, pero he necesitado de unas pocas semanas para, con estas líneas, sellar la primera impresión de duda que me produjo el último fichaje de invierno. Y nos debe servir de alegría ya que el vestuario tiene, por lo demostrado, un buen ambiente. Además, jugadores de igual o mayor calidad hay en el equipo y si tiene que llegar algún refuerzo a Mendizorroza no es muy difícil que cree más entusiasmo. En fin, lo que el club vitoriano ha ganado, queriendo o no, es un problema menos.




Regreso a la Lista de Noticias | Regreso a la página principal